martes 23 de julio de 2024

Desde julio será obligatorio el uso de receta electrónica en todo el país

A través de una nueva reglamentación del DNU 70/23 se establecen los requisitos y los plazos para su implementación con el objetivo de facilitar el acceso a los medicamentos y tratamientos de manera más eficiente y segura.

Qué beneficios traerá la implementación de la receta electrónica

Dicho avance tecnológico tiene el propósito de mejorar la calidad en la prestación de servicios de salud a los ciudadanos, a través de la eficiencia y la seguridad, facilitando la identificación de los profesionales que prescriben medicamentos.

Implementación

A partir del 1 de julio de 2024, fecha de entrada en vigencia de la presente normativa, la implementación de la receta electrónica y/o digital será obligatoria en todo el país, mediante la coordinación con las autoridades jurisdiccionales competentes y los organismos con incumbencia en la materia.

Cuando resulte necesario, corresponderá a las autoridades jurisdiccionales promover el dictado de las leyes de adhesión jurisdiccional que contemplen los cambios en las respectivas leyes de ejercicio profesional y sus regímenes sancionatorios.

Las actuales implementaciones de receta electrónica y/o digital continúan vigentes en su uso, en tanto cumplan con los requisitos previstos en la presente reglamentación, los que en un futuro la normativa o la autoridad de aplicación establezca y en los términos del cronograma de implementación que se acuerde.

Ventajas

La adopción de la receta electrónica, cuyo modelo quedó establecido por el Decreto N° 63/24, responde a cuatro ejes esenciales:

La identificación de profesionales con capacidad para prescribir: Se garantiza el adecuado acceso a la identificación de los profesionales de la salud a través de la Red Federal de Registro de Profesionales de la Salud (REFEPS). Este registro asegura que solo los profesionales debidamente acreditados puedan emitir prescripciones, manteniendo así la integridad y seguridad del proceso de prescripción.

Un Registro Nacional de Soluciones Informáticas: Se desarrolla un registro nacional que incluye las soluciones informáticas que brindan soporte en la gestión sanitaria. Este registro abarca tanto los softwares que emiten recetas electrónicas como aquellos utilizados por las farmacias para la gestión de la dispensación de medicamentos. Esta medida busca estandarizar y asegurar la calidad y seguridad de las plataformas utilizadas en todo el territorio nacional.

El Diccionario Nacional de Medicamentos: Se establece un diccionario nacional de medicamentos para que las soluciones de salud digital puedan utilizarlo como base de referencia. Esto permite que las recetas sean emitidas denominando a los medicamentos por su nombre genérico, facilitando la identificación y dispensación de los mismos. Este diccionario garantiza la uniformidad y precisión en la prescripción de tratamientos a nivel nacional.

La comunicación y acceso a las recetas y órdenes electrónicas: Se propicia un sistema eficiente de comunicación y acceso a las recetas y órdenes electrónicas emitidas. Esto incluye también la declaración de la dispensa de medicamentos, la información sobre el producto entregado y su eventual sustitución en las farmacias. Esta integración asegura un seguimiento eficaz del tratamiento prescrito al paciente, desde la prescripción hasta la dispensación.

Este sistema no solo facilitará el acceso a los medicamentos y tratamientos de manera más eficiente y segura, sino que también promoverá la calidad en todo el proceso de atención médica.

Sobre la venta y despacho de medicamentos bajo receta

La venta y despacho deben realizarse desde la farmacia, en presencia de un farmacéutico responsable (director técnico y/o farmacéutico auxiliar), su venta y entrega al paciente podrá ser acordada por canales electrónicos determinados por la farmacia, mediante traslado al lugar que éste disponga a su conveniencia.

Es responsabilidad del profesional farmacéutico garantizar que el traslado se realice de modo seguro conforme los requisitos aplicables y los que la autoridad sanitaria establezca a tal efecto.

Las farmacias deberán archivar y guardar las recetas digitales durante 3 años.

¿Qué es y cómo funciona la receta electrónica?

Este innovador procedimiento implica que el facultativo emita las prescripciones farmacéuticas a través de un soporte digital, ya sea mediante un formulario electrónico o una aplicación designada, donde se consignan los datos esenciales del paciente, su afiliación médica, el detalle de la medicación y una firma digital.

Una vez que el documento está debidamente confeccionado, se transmite al paciente mediante distintos canales digitales como mensajes de texto, correos electrónicos o plataformas de mensajería instantánea como WhatsApp. Esta flexibilidad facilita que el paciente, siguiendo el ejemplo de múltiples naciones donde esta práctica ya se ha implementado, pueda enviar la receta directamente a la farmacia, minimizando así el tiempo de espera en el establecimiento.

Inglaterra, Estados Unidos y España ya cuentan con receta electrónica

Aunque la implementación de este método ya es una realidad en países comoInglaterra, Estados Unidos y España, en Argentina, el Programa de Atención Médica Integral (PAMI) ha adoptado un sistema similar desde el 2023, aunque de manera parcial y restringida a ciertos pacientes.

Una de las ventajas más destacadas de la receta electrónica es su equiparación en validez con las tradicionales firmas manuscritas de los médicos. Este respaldo, avalado por las autoridades pertinentes como el Ministerio del Interior o de Salud, disuade cualquier intento de falsificación o mal uso del documento médico.

Entre los múltiples beneficios que este sistema ofrece, se destaca la reducción significativa de contactos interpersonales al evitar desplazamientos innecesarios hacia el consultorio médico y el manejo de documentos físicos por parte de diferentes individuos durante el proceso. 

Además, la receta electrónica elimina la necesidad de imprimir el documento, ya que puede ser transmitido directamente por correo electrónico, mientras que el número de receta se envía al teléfono móvil del paciente mediante mensajes de texto y WhatsApp.

Otro aspecto positivo es la minimización del riesgo de pérdida de las recetas, ya que en el caso de las versiones en papel, la reposición implica un nuevo desplazamiento al consultorio médico. Este inconveniente se soluciona al mantener el documento de forma segura en el correo electrónico del paciente.

En términos prácticos, la adopción de la receta electrónica permite a los profesionales médicos elaborar las prescripciones de manera más rápida y eficiente, lo que a su vez contribuye al ahorro significativo de papel, reduciendo así el impacto ambiental asociado a la impresión y manipulación de documentos físicos.

Fuente: Àmbito.

Todos los derechos reservados © 2024 cerri.com.ar

Desarrollado por IMotion Consulting